La empresa del hombre más rico del mundo vuelve a ser demandada

La Comisión de Seguridad de los Productos de Consumo ha demandado al minorista online Amazon, fundado por el hombre más rico del mundo, Jeff Bezos. El motivo de la demanda fue la venta de 400.000 unidades de productos peligrosos, informa Business Insider.

Entre los productos que llamaron la atención de la comisión estaban los secadores de pelo con mal aislamiento eléctrico (398.000 unidades), los detectores de humo defectuosos (24.600) y los pijamas infantiles inflamables. La Comisión cree que la empresa no retiró estos productos de su sitio web a tiempo.

Los organismos de supervisión suelen tener problemas con Amazon porque no siempre está claro quién es responsable de la venta de productos de calidad inferior: el minorista en línea o el fabricante.

A finales de mayo, el fiscal general de Washington, Carl Racine, presentó una demanda antimonopolio contra Amazon porque los socios de la empresa no pueden vender productos en otros sitios a un coste menor. Esta política del gigante de Internet está haciendo subir los precios a los clientes, según el fiscal.

A finales de junio se informó de que los empleados de un almacén de Amazon en Escocia estaban siendo obligados a destruir millones de artículos no vendidos, entre los que se encontraban ordenadores portátiles caros, televisores y joyas. El almacén destruyó 124.000 artículos en una semana, donando sólo 28.000 a organizaciones benéficas y a los necesitados.